Críticas de cine

Ver cine para hablar de cine


Además de otras muchas películas podrás ver películas de Corea del Norte en este blog/North Korean films in this blog/Cinéma Nord-Coréen/조선영화



domingo, 29 de julio de 2012

Orden 027.






Es una película de acción de 1986 que dura 1h17minutos. Es de Corea del Norte.

Dirigida por: Ki Mo Jung y Suk Kim Eung.

Interpretada por: Sung Chol Cha, Cha Sung-chol, Kim Yong-Woon, Jeong Kim Woon, Lee Won y Li Won-Bog.

Un comando de élite del Ejército Popular de Corea se infiltra tras las líneas enemigas para obtener valiosa información que servirá para ganar la guerra y destruir centros de formación militar. Asistimos a una película de acción: De artes marciales, uso de distintas armas de fuego, persecuciones y explosiones que hacen vibrar al espectador.

Escenas de lucha cuerpo a cuerpo, disparos y asalto a un tren incluido. Escenas de drama inspirados en el heroísmo: Dar la vida por altos ideales y patriotismo. Hombres y mujeres sin distinción de rango.

El ejército del sur y su sociedad, se muestra con un alto grado de corrupción. Una sociedad decadente que ha perdido el horizonte y que se ha convertido en una sociedad marginal, sin ideales ni moral.

El ejército del sur es una copia de la sociedad capitalista norteamericana y su ejército. Usan vehículos y armas con emblemas de los EE.UU para atacar a sus paisanos del norte. En la imagen de los mandos del sur está diseccionada la mente y silueta de alguien despiadado. Al igual que Caín, son capaces; por dinero, envidia, manipulación o maldad, matar a sus hermanos del norte.
La escena final, a bordo de un helicóptero de los EE.UU es el momento cumbre del heroísmo.
Una película recomendada para todos los que les gustan las películas bélicas y de artes marciales.
Copia de la película doblada al ruso:

Para más información sobre el cine de Corea del Norte existe un libro que sirve de introducción. Este es el enlace donde está la información y como adquirirlo:

Es el primer libro que aborda este cine. Está orientado al lector cinéfilo pero sin excluir a todas las personas curiosas que buscan conocer cosas nuevas y los interesados en todo lo referente a Corea.





domingo, 15 de julio de 2012

Escena en la plaza de toros de la película “El Mercenario”, de Sergio Corbucci.



Un género cinematográfico capaz de cambiar la percepción de la realidad es el western. En la película de 1968, “El Mercenario”, también llamada “Salario para matar” nos encontramos con una escena, testimonio del sentido teatral, ilógico e irreal del spaghetti western. La imagen y la banda sonora de Ennio Morricone nos acercan a un rito: Una profundidad más allá de la fuerza de la voluntad por entender una historia.
Por Antonio Fernández Munárriz.
Con Jack Palance y Franco Nero como cabezas de cartel nos introducimos en una historia más sobre la Revolución Mexicana como trasfondo histórico. Los actores y el director coincidieron en otro mítico western también rodado en España: “Compañeros” (1970), conocido como “Vamos a Matar, Compañeros”; también con banda sonora de Ennio Morricone.
La escena: Un asesinato, se convierte en un duelo al aparecer el mercenario interpretado por Franco Nero. El payaso (interpretado por Tony Musante), los sicarios de un pistolero interpretado por Jack Palance y el propio “Rizos” (Jack Palance) aparecen en la escena. Al toque de una campana se realizan los disparos, antes la presentación y justificación de los actores y la historia.

En cinco minutos los espectadores asistimos a una magistral puesta en escena con profusión de planos en absoluta armonía con la música. Una escena mítica del western recordada por su influencia, e incluso copia, en muchas películas de acción.
En “Kill Bill”, de Quentin Tarantino vemos su influencia y escuchamos la melodía.
Esta es la escena:


domingo, 8 de julio de 2012

La chica de las flores.


Es una adaptación al cine de una ópera revolucionaria de 1930, que lleva el mismo título que la película, y que fue escrita por Kim Il Sung (fundador y líder de Corea del Norte). Un melodrama histórico. Dura dos horas y sus directores son Pak Hak y Ik Gyu Choi. Es una película de 1972, de Corea del Norte.

Por Antonio Fernández Munárriz.

Se trata de una recreación histórica del periodo de la ocupación japonesa de Corea. El argumento gira en torno a la vida de una humilde mujer llamada Kotpun (interpretado por Hong Yong Hui) y su familia que recoge flores en los montes para venderlas en la ciudad. A través de su vida descubrimos una sociedad pobre y sin futuro. Los japoneses mantienen una sociedad feudal. Trabajos forzados, cárcel, violencia y otras humillaciones mantienen al pueblo sumiso.
Como es habitual en el cine de Corea del Norte y sus recreaciones históricas, esta mujer y las injusticias, vejaciones y malos tratos que recibe de los japoneses y de la sociedad inmoral en la que vive (su madre enferma y no tiene dinero para comprar medicamentos, cuando consigue la medicina es demasiado tarde, también vemos a un casero brutal; además de otras desgracias), provoca un estallido social que amalgama el orgullo de los coreanos y funde la revolución socialista en un estallido social contra los colonizadores, contra el sistema injusto que les mantiene en la miseria y no les deja progresar: El capitalismo. Su hermano, Kim Chol Ryong (interpretado por Kim Ryong Rin) después de unos años en prisión, huido y ahora miembro de la guerrilla, vuelve para liderar la revolución.

Un final de esperanza en el futuro. Escuchamos canciones pop-tradicionales (fusión de ambos estilos), típico también de China y muchos países del lejano oriente.
Mural con la imagen de la chica de las flores.
Una película musical llena de simbología revolucionaria (las flores son una constante en el simbolismo revolucionario) y que sigue presente en la iconografía del país por medio de imágenes en billetes de la moneda de Corea, murales, cuadros y etc. Al final de la película comprendemos el significado de las flores.
Imagen de un billete del país con la chica de las flores.

La película subtitulada en inglés:
 
 
 
La película "La chica de las flores" subtitulada en castellano:
 
 



Para más información sobre el cine de Corea del Norte existe un libro que sirve de introducción. Este es el enlace donde está la información y como adquirirlo:





Es el primer libro que aborda este cine. Está orientado al lector cinéfilo pero sin excluir a todas las personas curiosas que buscan conocer cosas nuevas y los interesados en todo lo referente a Corea.









domingo, 1 de julio de 2012

El Infierno.



Documental francés del 2009, de 102 minutos.

Dirigido por Serge Bromberg (productor, director y presentador de televisión) y Ruxandra Medrea (actriz). En el guión colabora el cineasta, Claude Chabrol.

Por Antonio Fernández Munárriz.
El Infierno fue una película inacabada y nunca estrenada. A partir de las horas de material rodado, sin sonido, se ha podido volver a visionar para realizar este documental; pues las latas con las cintas habían estado guardadas desde su rodaje en 1964.

Una historia de amor y celos en un hotel al lado de un lago protagonizado por Romy Schneider, la gran actriz del momento y que recordamos por “Sissi”, película austriaca de 1955 en la que Romy Schneider interpreta a la popular princesa.
Dirigida por el más prestigioso director francés del momento, Henri-Georges Clouzot. Director de “Las Diabólicas” (1955), con Simone Signoret.
Película de gran presupuesto que contaba con los mejores técnicos (Claude Renoir, sobrino de Renoir, el cineasta, era el director de fotografía) y que terminó siendo maldita. La indisposición del protagonista y el posterior infarto del director en medio del rodaje dieron al traste con la cinta.
Rodaje lento (el lago donde rodaban iba a ser vaciado por la compañía eléctrica en un plazo corto de tiempo, una auténtica cuenta atrás), perfeccionismo del director que raya la locura y tiranía (Clouzot sufría insomnio y trabajaba con los técnicos por la noche impidiéndoles dormir). Los efectos visuales de la película se repetían una y otra vez: Unos efectos que recuerdan a escenas de “Vértigo” (1958), de Alfred Hitchcock: Un trabajo al servicio de la creación en un ambiente irrespirable que condujo al fracaso.
Existe un sustrato poderoso: Podemos ver las pruebas de vestidos de los actores, el storyboard realizado por Clouzot y escenas impactantes con fabulosos efectos visuales subjetivos.
 Las escenas actuales que recrean escenas de la película y rodadas exclusivamente para el documental, desalientan al espectador, entorpecen su visionado y alargan innecesariamente la historia. Romy Schneider llena la pantalla en uno de sus mejores trabajos. El documental incluye abundantes conversaciones con técnicos que participaron en la película y cuentan anécdotas del rodaje.
El documental glorifica la cinta al mejor estilo de Hollywood: Podía haber sido la más taquillera y premiada película del cine francés.
Fue visionada en la Filmoteca de Cantabria el 12 de Mayo del 2012 y contó en el prólogo y su posterior debate, con José Luis Torrelavega y Fernando Ganzo.